lunes, 2 de enero de 2017

Aficionados testeando juegos

Aficionados testeando juegos

http://ift.tt/2hG5Nrv

Desde hace ya mucho tiempo, editoriales, grupos creativos y empresas ajenas a la industria rolera han confiado en los aficionados para testear alfas, betas y prototipos de juegos con el fin de sacar al mercado productos que se adaptan a la demanda del consumidor (una apuesta más segura que sacar un producto con los ojos cerrados). Cada vez este tipo de acciones por parte de aquellos que van a publicar un producto se hace más frecuente.

No tengo nada en contra de ello. Me parece una buena manera de dar a conocer el producto, de realizar una apuesta segura en el mercado, de hacer algo que a la gente le guste jugar, de mejorar el acabado final, etcétera. Funciona, la gente está contenta y el acabado de producto es mejor ¿hay algo malo en ello?

En mi opinión no hay nada de malo y seguro que hay muchas más ventajas de las que yo, como simple consumidor, no me doy cuenta desde mi cómodo sofá.
Seguro que tambien hay desventajas y riesgos. Das a conocer tu idea a la competencia antes de la publicación final y eso puede acabar en robos de ideas y cosas parecidas. Supongo que cuando se sigue haciendo los posibles beneficios son mejores que los riesgos.

Lo que no me gusta es que se tome el pelo a la gente. Como consumidor o mecenas de un producto que en un futuro se va a sacar al mercado o a llegar a las manos de quien ha apoyado para que se haga realidad, me gusta que quien lo publica actúe con seriedad. Profesionalidad lo llaman, si, eso que siempre relacionamos con el dinero pero que es mucho más. Yo compro o apoyo tu producto, idea o lo que sea y espero un acabado que no sea mediocre. Reglas, maquetación, ilustración, etc. con profesionalidad por favor (y si, ya estamos de nuevo con la dichosa palabrita).
A mi no me vale que alguien diga “Lo haré lo mejor que pueda” porque yo no apoyo un producto para que salga lo mejor que el autor sepa hacerlo. Yo quiero que ese producto que llegue a mis manos sea bueno, y si el autor no es capaz de hacerlo bien por si solo, me gustaría que buscara la ayuda de alguien que sepa hacerlo mejor que él. Para una maquetación mediocre, revisiones a medias e ilustraciones poco adecuadas me hago yo mismo el juego. Pero cuando invierto mi dinero como mecenas o comprador exijo calidad.
Tampoco me gusta servir de mano de obra barata. Los testeos y correcciones del juego deben realizarse antes de iniciar la venta o mecenazgo del juego. Es al menos como yo así lo veo. Quien sea hace un juego, lo prueba, lo escribe, lo corrige, mira precios, consulta con la comunidad rolera o no, etc. y cuando tiene todo atado, inicia el mecenazgo. No antes.
Las cuentas claras, como las facturas de casa.
Después habrá retrasos, cosas que no salen como al  autor o editorial quiere, etc. Esas cosas pasan y no sucede nada, pero son ajenas a lo anteriormente mencionado. Dentro de unos limites, claro. Tampoco nos marquemos un Dioni.


Igual soy un rarito, estoy chapado a la antigua o no entiendo de conceptos actuales, pero ¿sabéis que? Que cuando el dinero lo pongo yo me gusta tener algo que decir.
Que ninguno de aquellos a los que he apoyado en sus mecenazgos se piense que con lo que escribo me refiero específicamente a ellos o sus mecenazgos. Escribo sobre muchas cosas que observo y no entiendo, o no me gustan. Posiblemente tambien de alguno de los productos que he comprado o he apoyado claro, pero no específicamente por uno de ellos.

Estas son prácticas que con el tiempo irán a más. Tanto el confiar en la gente para testear el producto como el de buscar su apoyo para que el producto salga sin riesgos.
Bendito internet.
Pero no todo el mundo tiene capacidad de hacer las cosas con una calidad adecuada. No todo el mundo puede ser un hombre orquesta que sea autor, corrector, revisor, ilustrador, maquetador y te lleve el juego a casa con una sonrisa y un lacito rosa. Por eso es necesario que quien vaya a sacar a la luz ese producto sea consciente de sus límites y capacidades. Normalmente, por muy buenos que seamos en algo, no podremos serlo en todo y seguramente habrá alguien que sea mejor en lo que nosotros seamos buenos. No está de más delegar responsabilidades, funciones, tareas, etcétera si el resultado final es mejor. Aunque aumente un poco el precio final de ese producto.

Parece que a la definitiva, en muchas ocasiones todo se reduce a eso. El precio.
Está bien que los juegos de rol y los productos en el mercado en general tengan precios bajos para poder llegar a cuanto más público mejor. Pero hay límites.
Yo no pondría a trabajar a niños de 10 años por que cobran menos, no rebajaría la calidad para que el precio final sea más barato, ni pediría a mis patrones que revisan el texto para ahorrar costes. Si el precio es demasiado elevado seguramente haya más causas que la imprenta o la calidad (o nuestro público objetivo es el equivocado).
Si el juego lo merece, pagar 30, 40 o 50€ no me parece caro. Me gusta pagar lo menos posible por ello, como a todos, pero no me gustaría encontrarme un producto mediocre porque el autor o quien sea se ha empeñado en que debe costara 10 ó 15€ para demostrar que se puede publicar un juego muy barato.

Por supuesto con estas cosas se aprende y con los años ya tengo en mi lista personal de autores a los que no me importa apoyar y a otros a los que no volveré ha hacerlo. Lo mismo con las editoriales.






Red de Rol

via Asociacion De Cien (D100) http://ift.tt/1wGRxEa

January 1, 2017 at 08:12PM